Ceres resultó ganador de la segunda edición de ImpulsaRSE

RSE

Compartir

La organización premiada se hizo acreedora de $120.000 con lo que se comprarán maquinarias para la fabricación de pastas artesanales sin conservantes ni adivitos.

Cinco organizaciones de nuestra ciudad, referentes de diversas actividades con alto impacto social, resultaron finalistas de la segunda edición del programa ImpulsaRSE, organizado por el Departamento de Responsabilidad Social Empresaria de la Unión Industrial de Bahía Blanca.

Los proyectos que arribaron a la definición fueron los realizados por la Técnica 3, Sociedad de Fomento de Villa Nocito, Patronato de Liberados de Bahía Blanca, CERES fábrica de pastas artesanales y DUBA: discapacitados unidos bahienses.
La tan ansiada final tuvo lugar el 13 de diciembre en la Sala de Conferencias de la UIBB, con una nutrida audiencia y un clima entusiasta y colaborativo, tal como se vivió durante el proceso completo del certamen.

La evaluación de los proyectos y decisión del merecedor del premio estuvo a cargo de un jurado de expertos conformado por: Lic. Bettina Azugna (Sancor Seguros), Lic. Andrea Baier (Universidad Provincial del Sudoeste), Ing. Manuel Toro Fernández (DOW), Lic. Mauro Etcheverry (Universidad Tecnológica Nacional), Gabriela Gancedo (Profertil) y Lic. Matías Gzain (Universidad Nacional del Sur). Además estuvo presente la Jefa Distrital de Educación, profesora Inés Petris.

Luego de una difícil evaluación, por la calidad de todos los proyectos, el jurado determinó que CERES fuera la organización premiada, haciéndose acreedora de $120000 para compra de maquinaria.

La decisión fue recibida con lágrimas y aplausos, tanto de los integrantes de CERES, operarios que en su totalidad son personas con discapacidad.

Los jurados estudiaron en detalle los 5 proyectos (incluyendo el modelo de negocio), junto a los videos institucionales de cada organización.
La evaluación fue efectuada en base a criterios pre establecidos: impacto social, trayectoria/ experiencia, innovación y sostenibilidad.
A esta pre evaluación se le sumó otra ponderación el día de la final: la presentación personal de un referente de cada proyecto a través de un “elevator pitch” y respuestas a preguntas que plantearon in situ.
Cabe destacar que estos 5 finalistas fueron seleccionados de casi una treintena de proyectos que se presentaron a la convocatoria en el mes de mayo del presente año.
A cada organización se le asignó un “tutor”: un alumno avanzado de las carreras de Licenciatura en Administración y/ o Contador Público de la Universidad Nacional del Sur.

Estos futuros profesionales acompañaron en la elaboración de un lienzo CANVAS, realizando el modelo de negocios del proyecto presentado.
De esta forma los estudiantes concretan su Práctica Profesional Supervisada, instancia imprescindible para recibir su título de grado, realizando una tarea de gran compromiso social y profesional.

Los alumnos (algunos ya Licenciados) que participaron en esta experiencia son: Braian Stork, Leonel Sonzini, Nicolás Sánchez, Milagros Vital y Florencia Celestino. También se contó con la colaboración voluntaria del alumno Barnabé Somoza.
El equipo profesional del Departamento de RSE de la UIBB, que supervisó el proceso completo del certamen, estuvo conformado por la Lic. Ángela Villanueva de la empresa Sancor Seguros, la Dra. Guadalupe de Latorre de la Empresa DOW, la Lic Maria Paz Camino y la Lic. Bettina Fernández del CEE UIBB, responsable del dictado de las capacitaciones. La coordinación general estuvo a cargo de la Lic. Miriam Yrosalinsky.

IMPULSARSE es un programa ideado y llevado adelante por el Departamento de Responsabilidad Social Empresaria. Cuenta con el aporte de valor de una alianza estratégica entre sector privado (representado por nuestra entidad como cámara empresarial), sector académico (alumnos avanzados de las carreras del Departamento de Ciencias de la Administración de la UNS) y empresas sociales, organizaciones educativas y del tercer sector (quienes son los participantes y beneficiarios del certamen).

Los requisitos fundamentales para participar son que los proyectos contengan impacto social alineados con los Objetivos de Desarrollo Sostenibles de Naciones Unidas: 1, 2, 3, 4, 5 y 8, y que incluyan un proceso productivo. La UIBB es una organización adherente al Pacto Global de Naciones Unidas, asumiendo el compromiso de difundir estos principios e impulsar a las empresas y organizaciones a sumarse a este loable fin.

El detalle de los proyectos

La Lic. Bettina Fernández, del equipo profesional de ImpulsaRSE, a cargo de las capacitaciones brindadas a los integrantes de las instituciones participantes, ofreció un resumen de los cinco proyectos finalistas.

CERES, equipo profesional de Impulsarse y jurados

“Ceres”

Fábrica de pastas artesanales, sin conservantes ni aditivos, que brinda la posibilidad a jóvenes discapacitados a tener un trabajo digno y genuino, donde, a través de sus capacidades, puedan ser económicamente independientes”

CERES es un Taller Protegido integrado por personas con discapacidad física/mental que funciona como Asociación Civil desde el 16 de Marzo de 2010. La organización surgió a partir de la inquietud de los padres de alumnos egresados del taller de pastas frescas del Centro de Formación Laboral N°1 de la ciudad de Bahía Blanca, quienes decidieron trabajar en post de construir un futuro laboral a sus hijos.
Si bien en sus inicios contaban con recursos mínimos e indispensables, hoy CERES, ubicado en Teniente Farías 52 posee equipamientos y recursos para llevar a cabo la producción.
El proyecto presentado a IMPULSARSE se vincula con la necesidad de incorporar nuevos equipos, para completar la fabricación de variedad de pastas, así como agilizar la misma, el rendimiento y acortar los tiempos. Como también aumentar la capacidad productiva para absorber el interés por ser parte de CERES de una extensa lista de espera.

Franco Cardone, representado a DUBA en su exposicion del proyecto

“DuBa”

“La Cocina De DUBA” tiene como objetivo elaborar productos gastronómicos como panaderos, con un triple impacto: logrando la integración de las personas con discapacidad, generando nuevos puestos de trabajo y una nueva fuente de ingreso para la institución”.

Discapacitados Unidos Bahía Blanca (D.U.Ba) es una organización no gubernamental sin fines de lucro fundada el 12 de mayo de 1975 en la ciudad de Bahía Blanca. Su génesis proviene de la necesidad de complementar el tratamiento de rehabilitación al que las personas con discapacidad deben someterse con los deportes porque son actividades que requieren un entrenamiento físico constante, positivo en todas las circunstancias, y cuyos desafíos y logros ayudan a aumentar la autoestima y rehabilitación de los participantes.
En la actualidad DUBA trabaja en espacios cedidos por clubes o asociaciones de vecinos, por lo que el nuevo objetivo de las instituciones es la creación de un polideportivo. La Cocina de DUBA, tiene como objetivo la integración al mundo laboral de las personas con discapacidad, ser una fuente de ingresos para la institución como también la contribución al fondo para la construcción del polideportivo.

Matías Celada Bouven, explicando el funcionamiento del dispositivo de deteccion de dioxido de carbono, presentado por Técnica 3

“Técnica 3”

“Ofrecemos un Kit automático de corte de gas y monóxido de carbono. Este equipo brinda seguridad y tranquilidad en los hogares frente a fugas de gas y monóxido de carbono, ya que se acciona automáticamente sin intervención humana”.

En la educación técnica se realiza una evaluación anual de saberes, en la que tanto en tercero como sexto año de la secundaria los alumnos deben presentar proyectos tecnológicos. A causa de este sistema de evaluación escolar, en 2017 estudiantes que se encontraban en el anteúltimo año en la escuela técnica N°3 de la ciudad de Bahía Blanca empezaron a evaluar qué iniciativas llevar a cabo.
Es por ello que los alumnos Bariani Augusto, Celada Matías, y Paillamilla Leonardo buscaron diseñar un equipo que dé solución a los accidentes fatales producidos en los hogares por pérdida de gas y monóxido de carbono. Así se desarrolló la idea de un producto que no solo detecte gases tóxicos en el ambiente (tales como: gas envasado, gas natural, monóxido de carbono, entre otros tipos), sino que también evite los problemas ocasionados por el mismo.

Florencia Salotto dando su Elevator Pitch, como referente del Patronato de Liberados

Patronato de Liberados

“Capacitar laboralmente a personas en situación de vulnerabilidad socio-penal, profesionalizando a los mismos, para facilitar la accesibilidad a un empleo y que disminuya el nivel de reiterancia delictiva”.
El Patronato de liberados (creada en 1978) es una Institución del Estado, dependiente de la Secretaría de Derechos Humanos de la provincia de Buenos Aires. Se ocupa de la supervisión, a través de la asistencia, control y tratamiento, de aquellas personas que con causas penales deben cumplir reglas de conducta en libertad en el marco de la Ley de ejecución Penal Nº 12.256.
El propósito básico del Patronato de Liberados es la prevención del delito a través de la inclusión social, trabajando a fin de superar la vulnerabilidad socioeconómica y el goce efectivo de los derechos en condiciones de igualdad y de no discriminación.
Para tal fin se diseñó un programa de capacitación en oficios que vaya de la mano con la generación de una Cooperativa de trabajo, que se transforme en un ámbito de contención y de apoyo a la readaptación de sus estudiantes a la sociedad y al mundo laboral.

Marcos Yañes, Presidente de la Sociedad de Fomento de villa Nocito exponiendo su proyecto Pala por tijera frente al jurado

Pala por Tijera

“El proyecto tiene como objetivo enseñar a jóvenes en posible estado de vulnerabilidad el oficio de peluquería y darles un ámbito apropiado tanto de capacitación como de desarrollo profesional, a fin de alejarlos de posibles peligros y los encamine en un área de trabajo con posibilidades de progreso”.
La Sociedad de Fomento de Villa Nocito (SFVN) es una Asociación sin fines de lucro, con Personería Jurídica plena que inicia sus actividades en agosto de 1986.
El área geográfica en la que se emplaza es una de las que posee mayor grado de vulnerabilidad de la ciudad de Bahía Blanca (analfabetismo, desocupación, delincuencia, etc.)
El objetivo esencial del proyecto es ofrecer una alternativa de formación y laboral para jóvenes del barrio, cuya carga horaria les permita paralelamente continuar sus estudios. El proyecto “Pala por Tijera” emerge como un posible medio para atraer a los jóvenes a continuar sus estudios y a la par desarrollar actividades vinculadas a la peluquería y estética, más atractivas a sus intereses que las labores que requieren gran intensidad física como la albañilería.

Enrique Lucarelli contando al jurado los fundamentos del proyecto de CERES

La palabra de los protagonistas

Compartimos y agradecemos los testimonios de los referentes de las organizaciones finalistas:

“No quiero terminar este año sin hacer un reconocimiento hacia una Institución Empresarial muy profesional, organizada, seria y sobre todo sensibilizada con los problemas de la ciudad.
Todo el capital humano de la Unión se puso al servicio de cada idea, enseñándonos a pensar nuestras inquietudes desde lo posible. Un gracias enorme para quienes fueron un fuerte viento en nuestras velas para permitir navegar este barco de inquietudes en pos de una educación tecnológica y formativa para las generaciones del ahora” Ing. José Luis Villalba- EEST 3 – 2018

“La verdad que estuvo interesante aprender temas desconocidos por nosotros como realizar un plan de negocios y/o otros temas relacionados con cuestiones comerciales.
Nos aportó nuevas herramientas y este aporte nos sirve para trabajar estas cuestiones en los proyectos que tenemos pensados para el futuro.
Impacto muy fuerte en nuestro organismo teniendo en cuenta que nos vinculamos con empresas importantes del sector privado y consideramos importante la conjunción de lo público y lo privado para resolver las problemáticas de nuestra sociedad no se pueden disociar”
SEBASTIAN CANO-PATRONATO DE LIBERADOS

“ ImpulsaRSE …nunca tan bien elegido el nombre, porque esto es lo que logra este concurso, tomar impulso.
La grata y linda excusa de participar, te deja un aprendizaje que sin darte cuenta ayuda a tu organización, te abre y consolida caminos, conoces otros proyectos, que quizá de otra forma no lo conocerías.
No lo veo como un concurso competitivo, lo veo como una forma de encuentro, donde poder mirar también al otro.
Muy buena y responsable intervención de los tutores de la UNS.
Gracias UIBB y a la mesa RSE por la idea.” ENRIQUE LUCARELLI- CERES

“Impulsarse es un compilado de herramientas para organizaciones mezclado con hermosos seres sensibles que además, si tenés suerte, podés ser premiado. Digo suerte porque todos los participantes son y somos merecedores ya que tenemos el mismo objetivo, mejorar el mundo. Como reflexión final voy a decir que quiero a todo impulsarse cerca mío”
Marcos Yáñez- SOCIEDAD DE FOMENTO VILLA Nº Cito 8k
“El programa impulsarse llega para ordenar, potenciar, objetivo dar y difundir el proyecto e idea de La Cocina de Duba. Impulsará, justamente, el empujón inicial para que las ideas se conviertan en realidades”
FRANCO CARDONE- DUBA

Equipo profesional de Impulsarse Bettina Fernandez, Maria Paz Camino, Miriam Yrosalinsky, Guadalupe De Latorre y Angela Villanueva

El jurado deliberando de izq a derecha Manuel Toro DOW, Matias Gzain UNS, Gabriela Gancedo PROFERTIL, Bettina Fernandez UIBB, Bettina Azugna SANCOR SEGUROS, Mauro Etcheverry UTN, y Andrea Baier UPSO

Jurado Manuel Toro Fernandez- DOW, Andrea Baier- UPSO, Bettina Azugna- SANCOR SEGUROS, Mauro Etcheverry- UTN, Gabriela Gancedo- PROFERTIL y Matias Gzain- UNS

Alumnos avanzados de la UNS que hicieron su Practica en Impulsarse de izq a derecha Bernabe Somoza, Braian Stork, Leonel Sonzini, Milagros Vitali, Florencia Celestino y Nicolas Sanches

Equipo completo de CERES, jurados, alumna pasante de la UNS a cargo de la tutoria, junto al Director de la UIBB Juan Laiuppa

Publicado en Tiempo Industrial 123 | Año 12